Fernando Solabarrieta

Fernando Solabarrieta

Periodista y panelista de El Deportivo.

El Deportivo

Por favor, Viejito


Pensé en pedirte un regalo, pero la verdad es que este año no me he portado muy bien. Más bien mal. Por eso es que sólo prefiero enviarte una lista con algunos deseos que tengo para esta Navidad. Ojalá puedan cumplirse.

En primer lugar, me gustaría que le traigas un buen Director Técnico a la selección nacional. Entre los candidatos que van quedando prefiero que sea el colombiano Reinaldo Rueda. Su experiencia en tres procesos clasificatorios sería muy valiosa para conducir en su última etapa a la generación dorada.

También sería bueno que los directivos de la ANFP como Salah y Corradossi no viajen con sus esposas con platas de la institución, para después pagar esas facturas sólo cuando son denunciados por un medio de comunicación. Hicieron un enorme daño a la transparencia de la que tanto hablaron cuando asumieron su mandato.

Asimismo, me encantaría que personas como Patrick Kiblisky no estén más en el fútbol chileno. El mismo que ayudó a Sergio Jadue a abrir cuentas corrientes en el extranjero para esconder sus platas, fue visto en los pasillos de la ANFP haciendo lobby para una de las empresas oferentes en la venta del CDF. Personas como él deberían estar proscritas en nuestro fútbol.

Por otro lado, para el próximo año deseo que traigas sabiduría y nivel al arbitraje. En el 2017 hubo muchos errores imperdonables que no pueden repetirse. Los fallos se repitieron en varios partidos con el agravante de un cuarto juez inadecuadamente muy influyente. Más que eso, el escándalo sucedido con Eduardo Gamboa desconociendo el reglamento en la definición entre Vallenar y Melipilla por el ascenso a Primera B nos dejó un triste registro. Su actuación no sólo perjudicó a dos ciudades, también puso al fútbol chileno en los periódicos del mundo entero, haciendo repetir una definición por penales por primera vez en la historia. Triste, lamentable, vergonzoso.

En otro plano, sería bueno que los presidentes de los clubes que van a participar en la Copa Libertadores imiten tu ejemplo y sean generosos con las billeteras en los refuerzos. Así se intentaría evitar un nuevo papelón a nivel internacional.

A propósito, qué lindo sería que los directivos de la Federación de Ciclismo tengan alguna sanción por la enorme vergüenza a la que sometieron al país en la Copa del Mundo que organizaron. Sé que es una ingenuidad, tan grande como escribirte. Deben castigarse entre ellos y eso nunca va a suceder.

También me gustaría que deportistas como Arley Méndez no sean discriminados con el estúpido argumento de la cantidad de años que alguien necesita estar aquí para ser chileno. El pesista entrena y vive en nuestro país desde hace años y por eso no sólo representa a Chile y su historia, sino que también es un símbolo del nuevo Chile del siglo XXI, migrante, inclusivo, integrador.

Por último, Viejito Pascuero, me gustaría que mi amigo Felipe Bianchi no critique a colegas desde la autoridad del resultado y menos que exija no hacer columnas con volteretas disfrazadas cuando yo le vi efectuar una de antología con Pizzi.

Gracias Viejito

PD: si puedes tráeme una pelota. Me la iba a regalar Felipe, pero ya no creo que suceda.

#Tags


Seguir leyendo