“Le pedí a un doctor que me cortara las piernas”, el dramático testimonio del legendario goleador argentino Gabriel Batistuta

Autor: BBC Mundo

El que fuera el máximo anotador de la selección albiceleste hasta la irrupción de Lionel Messi confesó que el dolor que llegó a sufrir en los tobillos fue tan insoportable que no quería ni caminar.

Gabriel Omar Batistuta no tiene tapujos para contar el calvario que le tocó vivir durante años tras colgar las botas como futbolista en 2005.

De allí que nunca haya ocultado la desesperada situación que atravesó debido al insoportable dolor que sufrió en sus tobillos, resultado de las continuas lesiones durante sus 17 años de carrera, que lo convirtieron en tal vez el mejor número 9 en vestir la camiseta albiceleste de la selección argentina.

“Es verdad que le pedí a un doctor que me cortara las piernas porque no podía caminar”, reconoció el astro argentino durante su participación en el programa “Podemos Hablar” transmitido por el canal Telefe.

“No quería ni siquiera ir al baño a la madrugada porque ya sabía que esos tres o cuatro pasos me iban a hacer llorar”, recordó del peor legado que le dejo el fútbol.

Batigol, o conocido simplemente como el Bati, explicó que el problema de sus dolencias “es que no tengo cartílagos y todo mi peso está apoyado sobre los huesos del pie, entonces es hueso contra hueso y el más mínimo movimiento te hace doler”.

Desesperado tras haber sido “operado cinco veces cada pierna” y del intenso dolo que sentía “hasta estando acostado”, Batistuta comentó que un día no aguantó más y que al comentarle su deseo al médico éste “se agarraba los pelos”.

“Por suerte se le ocurrió intentar otra cosa, bloquearme un pie”, ya que al no haber movimiento no se produce la fricción que detona el dolor.

“Cuando me molesta la otra lo que hago es apoyarme en el pie bloqueado”, apuntó durante su participación en el programa del canal argentino.

La irrupción de Messi

El que fuera estrella de la Fiorentina en el fútbol italiano, pero que también dejó huella con las camisetas de Newell’s Old Boys, River Plate, Boca Juniors y Roma, reconoció que no guarda particularmente recuerdos de su pasado como futbolista, aunque hay un hecho que no pudo evitar que le molestara.

Y la culpa la tuvo su compatriota Lionel Messi, quien lo superó como el máximo goleador albiceleste de la historia.

“Me jodió un poco, sí. Me jodió sí. Bastante, no un poco”, remarcó.

“Era un título que yo tenía y no es cualquier cosa. Vas dando vueltas por el mundo y dices ‘yo soy el máximo goleador de la selección argentina’. Sí, me gustaba”.

Si bien dudó un poco al hablar de sus 54 goles y que “Lionel va a tener el doble de los que hice yo”, encontró un poco de consuelo en su comparativa con la estrella del Barcelona.

“La ventaja que tengo es que vengo después del extraterrestre”, bromeó.

Seguir leyendo