La amarga celebración de Maradona a 41 años de su debut en Primera

Al Fujairah, el equipo que el astro argentino dirige en la Segunda División de Emiratos Árabes Unidos, cayó por 0-1 frente al Masafi SC. Igualmente, el Diez agradeció las muestras de aprecio ante la histórica fecha.


Hoy se cumplen 41 años del debut de Diego Armando Maradona en Primera División. Fue en Argentinos Juniors. Al que para muchos es el mejor futbolista de la historia le correspondió reemplazar a Rubén Darío Giacobetti. “Vaya, pibe. Juegue como usted sabe. Y si puede, tire un caño”, fueron las instrucciones que le dio Juan Carlos Montes, entonces técnico de los Bichos Colorados. En ese momento comenzó a escribirse una historia que, con el paso de los partidos y de los años, se transformó en leyenda.

El Diez vive un día de contrastes. Se llena de saludos por la efeméride, pero también de pena por la derrota de su equipo, Al Fujairah, de la Segunda División de Emiratos Árabes Unidos, que cayó por 0-1 ante Masafi SC. Igualmente, la celebración le gana a la amargura. Su perfil en Instagram se llena de saludos desde todas partes del mundo. “Les agradezco a todos el recuerdo con saludos, con fotos. Hace 41 años comenzaba mi carrera. Fue maravilloso, porque conseguí todo lo que quería. No están ni mi madre ni padre para darles un beso. La vida tiene estas coas. tengo 56 años y con mi equipo me tocó perder. Estoy un poco triste, pero no con los brazos caídos, el equipo jugó bien. Ellos nos metieron un contragolpe y nos hicieron un gol y después es muy difícil jugar. Sacaron la ventaja y empezaron a hacer teatro. Tenemos que sobreponernos a esto. Es una prueba más que nos pone la vida”, expuso el astro a través de una ‘historia’ en su red social favorita.

De paso, anuncia que viajará a Inglaterra para participar en la entrega del premio The Best, de la FIFA. “Me invitó el presidente de la FIFA. Está entre Cristiano Ronaldo, Messi y Neymar. No sé quien va a ganar. Va a ser una lucha dura. Quizás nos consultarán mientras vayamos llegando”, dice.

Finalmente, retoma el repaso histórico. “Gracias por el recuerdo. A todos los argentinos, a los napolitanos, un beso grande, a todos. Por sobre todo recordar a Francisco Cornejo, a Juan Carlos Montes, quien me hizo debutar en Primera. Cornejo está en el cielo y me dejó una sabiduría muy grande, el amor a la pelota. Le agradezco mucho a las inferiores que tenía Argentinos que, lamentablemente, las perdieron. Si los dirigentes hubiesen hecho bien las cosas, hoy Argentinos debería tener un Camp Nou o un Bernabeu, pero como hubo tantos ladrones, bajó aunque subió de nuevo”, sentencia, en su habitual estilo crítico.

Seguir leyendo