Gamboa la saca barata

El árbitro estará fuera del ámbito nacional e internacional por cuatro meses y medio. El castigo efectivo parte el 22 de enero.


Cuatro meses y medio afuera. Sin partidos nacionales e internacionales. Ese fue el castigo que la Comisión de Árbitros del fútbol chileno le impuso a Eduardo Gamboa por el papelón que protagonizó en la final de Segunda División entre Melipilla y Vallenar.

Tampoco fue el único perjudicado, ya que sus asistentes en ese partido, Carlos Venegas, Juan Serrano y Ángelo Hermosilla, también serán alejados del referato por un tiempo, aunque menor al del jefe de la terna: tres meses y medio suspendidos del fútbol local.

La medida, según informó la Gerencia de Comunicaciones de la ANFP a través de un documento, está vigente desde el martes 19 de diciembre, día del polémico encuentro. Por lo tanto, Gamboa estará inactivo hasta el 1 de mayo. En total, 18 semanas sin dirigir. Aunque el castigo recién se hace efectivo el 22 de enero, día en que parte la fase 1 de la Copa Libertadores y donde Gamboa no podrá ser seleccionado por la Conmebol.

Durante dicho periodo, eso sí, a nivel nacional al menos, no habrá fútbol en todo enero, además de una fecha FIFA en marzo, por lo que Gamboa no pierde tanto, factor que pareciera ser que la comisión tomó en cuenta. En el comunicado, la ANFP sostiene: “Para tomar esta decisión, la Comisión tuvo en cuenta la intachable carrera que ha desarrollado durante 23 años el árbitro nacional”.

La decisión tomada en Quilín no dejó conforme a Vallenar. No por el tiempo de castigo, sino por el castigado. Para ellos, los perjudicados debieron ser las cabezas del arbitraje nacional, específicamente Enrique Osses.

En conversación con La Tercera, mientras prepara la defensa del club en el TAS, que será presentada mañana, Cristián Tapia, alcalde de Vallenar y director del cuadro de la Tercera Región, analizó la situación. Apuntó directamente al jefe de la Comisión de Árbitros. “El principal castigo debiese recaer sobre Osses. Gamboa hizo repetir el penal porque el arquero se adelantó, yo estoy seguro de eso. Gamboa es el blanco que tiraron para salvarse, lo tiraron a la parrilla. Alguien tiene que pagar esta mala decisión de la ANFP de repetir los penales”, dijo el dirigente del cuadro atacameño.

“Aquí la repetición de los penales fue algo arbitrario. El castigo es muy poco y seguramente es para que Gamboa no se sienta afectado y no salga hablando cosas que pueden traer más problemas”, cerró Tapia.

Rubén Selman, panelista de eldeportivo de La tercera y ex árbitro internacional, concuerda con el dirigente nortino. También apunta sus dardos a Enrique Osses. “La primera vez que habló de esto, en vez de tirar al frente a Gamboa, debió haber puesto su cargo a disposición. Él admitió un error pedagógico en la enseñanza de la regla del freno en los penales al no haberla practicado en realidad de juego para ver las formas de resolver. La Comisión se está lavando las manos y está pasando inadvertida”, sostiene Selman.

Respecto al castigo para Gamboa y sus asistentes, Selman agrega: “Esto me parece más acorde a la realidad y apropiado que haberlos dejado fuera seis meses y sin parche FIFA. Eso era exagerado”.

#Tags


Seguir leyendo