Medio Contra Uno

La entrevista de Felipe Bianchi

Se trata, simplemente y rapidito, de contestar en la extensión máxima de un tuit (140 caracteres) una pregunta que no podrá exceder de medio (70)

Twitter

Fernando Tapia: “Lo de Garcés fue grosero, el cabezazo de Mora lo atajaba hasta mi abuelita”

El comentarista deportivo de Chilevisión, coautor del libro que certificó los numerosos delitos de Sergio Jadue y de quienes lo apoyaban, revive el Superclásico del sábado, los desmanes de los mal llamados “hinchas” azules en Sao Paulo, manda a callar a Jorge Segovia, cuenta cuando estuvo frente a Pinochet y confirma, de paso, que eso de “Fernando Agustín” es sólo un apodo.


¿Ud es de los que valora o critica a Gonzalo Jara?

Es un jugador de dos caras. En la Selección es un crack, ahí están sus números. Pero en la “U” está al debe.

No jugó nada mal el sábado, eso sí ¿Quién fue la figura?

Octavio Rivero, sin duda. Anotar dos goles en un clásico siempre merece portadas.

¿Justo empate? Parecía que los dos estaban tristes

Justo. Vi a Colo Colo un poco mejor, pero no lo suficiente como para quedarse con los tres puntos.

¿Qué fue peor, lo de Garcés o lo de Herrera?

Tremendos condoros ambos. Pero el de Garcés fue grosero. El cabezazo inofensivo de Mora lo atajaba hasta mi abuelita.

¿Azul Azul o la época de Orozco y Lino Díaz?

El doctor y Federico Valdés son los mejores presidentes de la historia del club. Uno lo salvó de desaparecer y el otro lo llevó al éxito.

¿Salas o Leonel?

¡Qué difícil! Ambos son ídolos, pero me quedo con Salas simplemente porque fui testigo de su exitosa carrera.

¿El ballet azul es el mejor equipo chileno de todos los tiempos?

No tuve el privilegio de verlo, pero ningún otro equipo dominó el fútbol chileno toda una década.

Si fuera hincha de la U ¿el estadio soñado o ganar la Libertadores?

Pensándolo bien, el estadio. Creo que con casa propia la “U” tendría más títulos que los que ya posee.

¿Qué sabor le dejó lo sucedido con los “hinchas” azules en Sao Paulo?

Rabia e impotencia. La delincuencia está enquistada en la barra y, además, pagaron justos por pecadores. Hubo abuso policial.

¿Qué debiera hacer el club con ellos? ¿Pagarles la fianza, expulsarlos?

Azul Azul debiera ser el principal interesado en identificar a los que, efectivamente, causaron desmanes.Y prohibirles el ingreso al estadio.

¿Qué reacción fue más digna, la de Rodríguez o la de Johnny Herrera?

Ambas. Rodríguez tuvo un claro y valorable mensaje antidelictual. Y Herrera abogó por los injustamente golpeados en la represión policial.

¿Le molesta el actual público de la selección o es mejor que el antiguo?

Reconozco que no me gusta un estadio silente y frío, pero al final da lo mismo: con ese “nuevo público” Chile fue campeón de América.

El equipo azul que más lo marcó y que mejor recuerda…

La “U” de Sampaoli, sin duda. Jugaba de memoria y a otro ritmo. Creo que pasarán muchos años para ver algo similar en Chile.

¿Llegará el casildense a dirigir su selección?

Va a llegar. Lo que se propone, lo consigue. Pienso que los haría volar. Con él, Argentina podría ser campeón del mundo.

¿Era tan malo como central Manuel Pellegrini?

Lo vi jugar en su última etapa de futbolista. No me parecía nada del otro mundo. Tenía mala prensa, eso sí. Mi papá le decía “Pelligrosini”.

NOTA DEL AUTOR: convengamos que Manuel Luis Pellegrini Ripamonti, que comenzó como juvenil en el Audax Italiano, fue titular con la camiseta de Universidad de Chile durante 13 años, disputando, desde agosto de 1973, la friolera de 451 partidos en 1ª División. Eso lo convierte en el cuarto jugador que más partidos jugó por los azules en la historia. No es poco. En su carrera anotó siete goles y recibió la misma cantidad de tarjetas rojas.

Becaccece, Castañeda, el Fantasma Figueroa. Ordene de mejor a peor

Castañeda, Figueroa, Becaccece.

Los tres mejores jugadores chilenos que vio jugar en su vida

Marcelo Salas, Arturo Vidal y Alexis Sánchez. Un privilegio ser testigo de sus inicios, crecimiento y consolidación.

¿El gol que más gritó en su vida, hasta perder la compostura?

El penal de Alexis en la final de la Copa América 2015. El Keno Salinas tuvo que afirmarme porque me tiritaron las piernas. Lloré.

Tras su libro sobre Jadue y los que asolaron la ANFP ¿lo apretaron?

Nunca como a usted. Salvo gestos de descortesía o vulgaridad, no sufrí actos de directa persecución. Al menos que yo sepa.

Desde España, Jorge Segovia se permitió ningunear al Sifup ¿Patudo?

Cara de palo. Ese señor avaló a un corrupto como Jadue y, además, su universidad estuvo involucrada en varios actos ilícitos. Debiera callar.

A propósito del Sifup ¿le cree a Carlos Soto?

Le doy el beneficio de la duda. Lo conozco hace años y me cuesta aceptar que sea de la misma calaña que Jadue y compañía.

¿Es cierto que ud no se llama Fernando Agustín, que sólo es un alias?

Cierto. Cuando comencé en la TV, un amigo de Mega me dijo que con mi nombre, Fernando Andrés, no llegaría a ninguna parte. Y me rebautizó.

Más que del Frente Amplio ud es de frente amplia ¿Siempre fue pelado?

Jajaja, mala leche. Provengo de una familia de pelados. Tarde o temprano iba a pasar. Hace diez años comencé a perder la batalla.

¿Lo decepcionó la actual ANFP?

La verdad, no. Sabía que era muy difícil que cambiaran las cosas radicalmente. Los presidentes de clubes siguen siendo los mismos.

¿Lo convence Pizzi o, tras Bielsa y Sampaoli, da lo mismo quién dirija?

Nunca da lo mismo. Pizzi tuvo el mérito de reordenar el camarín y de entender que este equipo tiene un libreto ya aprendido.

¿El mejor estadio del mundo?

El antiguo Wembley. Viví en Londres en 1999 y fue un sueño ir a ver partidos a la catedral del fútbol. Pura historia.

¿Liga inglesa o española?

La inglesa, por lejos. Es más competitiva, se juega a mil por hora y con gran técnica. Además en estadios espectaculares y canchas perfectas.

Confiese ¿Usó los trajes que le regalé al partir a NY? ¿O los vendió?

Ajajá. Al principio no pude usarlos porque me quedaban ajustados. Pero bajé unos kilos y ahora los uso, pero sólo en ocasiones especiales.

¿Cauquenes o París?

Cauquenes a ojos cerrados. No tendremos la torre Eiffel, pero en el “Mocambo” se venden los mejores helados del mundo.

¿Habría entrevistado a Pinochet o su historia familiar se lo impedía?

Estuve en su casa-cárcel de Virginia Waters. Menos mal que fue descortés y no me saludó, porque le iba a hacer la misma de Caszely.

NOTA DEL AUTOR: en los comienzos de la dictadura, en septiembre de 1973, el paso de la “Caravana de la muerte” por la ciudad de Cauquenes, culminó con el asesinato cobarde y sin razón alguna de cuatro militantes socialistas, entre ellos Claudio Lavín, primo del ex candidato presidencial Joaquín Lavín y tío de Fernando. “La de Caszely”, para los más jóvenes, fue un inolvidable acto del goleador albo y de la selección: haberse negado a darle la mano al dictador en su propia cara, a días de golpe, en La Moneda. Hácete esa.


El entrevistador se pasó en cinco preguntas (17 caracteres) y el entrevistado, en cuatro (13).

Seguir leyendo