El bochornoso final que complica aún más al Cacique

Después del penal, el juez César Deischler expulsó a Zaldivia. Y por los reclamos, a Paredes, quien había sustitudo. Los albos ya no tenían a Berríos. Más problemas para el equipo de Guede, que debe enfrentar a Unión Española.


En Temuco, Colo Colo no sólo sufrió por la caída frente a Deportes Temuco. También por el polémico y bochornoso desenlace del encuentro, que lo privará de tres opciones para preparar el partido frente a Unión Española. ¿Las ausencia más dolorosas? Sin dudas, las de Esteban Paredes y Matías Zaldivia, piezas clave para la escuadra de Pablo Guede, que se suman al lesionado Fernando Meza. Ambos, titulares indiscutidos.

Los albos ya jugaban con 10 hombres por la expulsión de Benjamín Berríos. Sin embargo, resistían y seguían ilusionados con un triunfo que les permitiera mantenerse en el primer puesto. Al menos hasta los 80′ cuando Matías Zaldivia cometió mano en el área alba. El juez César Deischler le mostró amarilla y, como ya tenía, fue expulsado. Ahí se desató el lío. Primero, porque el juez había amonestado inicial y equivocadamente, a Óscar Opazo. La rectificación irritó a los jugadores de Macul, quienes reclamaron profusamente la decisión. El arquero Agustín Orión era uno de los más ofuscados.

En medio del lío, Esteban Paredes, quien había sido reemplazado y permanecía en la banca, también recibió tarjeta roja, por excesos verbales. En esa determinación fue clave la influencia del juez asistente, Patricio Polic. Todo mientras Cris Martínez esperaba pacientemenete la orden para ejecutar, que demoró los ocho minutos que el juez terminó dando como adición.

En la Novena Región, los albos perdieron mucho más que los tres puntos y la punta. También añadieron problemas para encarar el compromiso ante la escuadra de Martín Palermo.

Seguir leyendo